La importancia de celebrar los logros en la Organización. E Gómez

LA IMPORTANCIA DE LA CELEBRACIÓN DE LOGROS EN LA ORGANIZACIÓN

Edith Gómez

Muchas veces cuando somos dueños de una empresa, gerentes de un negocio o, aunque sea encargados de un departamento donde existen personas bajo nuestra supervisión, algo de lo que no podemos escapar es de la responsabilidad que va más allá de esas funciones escritas en nuestro contrato.

Esa responsabilidad tiene que ver con mantener la cohesión en el equipo de trabajo y esto no se logra ni de la noche a la mañana, ni solo con desearlo; hay que trabajar por ello y capacitarse contantemente en el área de liderazgo.

Un error muy común es pensar que solo a aquellos que están en cargos de autoridad son a quienes les compete este tema, lo cual no es para nada cierto. A todos nos compete y si crees que no tienes tiempo para agregarlo a tu rutina, mira estos trucos para hacer tus mañanas mucho más productivas.

Si bien son los supervisores de todos los nivelesquienes menos pueden darse el lujo de ignorar el tema, la realidad es que, si todos en la organización lo manejan estarán más capacitados para trabajar exitosamente el equipo y asumir el rol en caso de que haga falta.

Cuando trabajas con un equipo de trabajo y tienes bajo tu responsabilidad personas, sabes que no es nada sencillo lidiar con diferentes caracteres, personalidades, temperamentos, creencias y formas de hacer las cosas. En muchas ocasiones lo único que este equipo tiene en común es el objetivo y este debe ser lo suficientemente claro para impulsar a todos sus miembros a alcanzarlo.

Pero sabemos que no siempre es suficiente y ahí es donde entra la pericia del líder para hacer que todos los miembros del equipo se sientan útiles y trabajando en el área que realmente les haga desarrollar su máximo potencial. Una de las maneras en que esto ocurre, es celebrando los logros individuales y del equipo.

logro

No me refiero a hacer una gran fiesta cada vez que se logren los objetivos trazados, pero sí a que le de la importancia debida a los aciertos y no solo a los errores. Si tienes a tu cargo personas, ya sean muchas o pocas y no recuerdas la última vez que la felicitación hacia alguien fue más allá de unas palabras ambiguas, mira por qué debes volverlo parte de la organización:

-Reconocimiento: la importancia de una felicitación en público y, en ciertas ocasiones, el otorgamiento de recompensas hace que las personas sientan que se les reconoce su esfuerzo. Conseguir lo que han logrado no es fácil y ellos lo saben. Cuando tú se los reconoces, les demuestras que tú también eres consciente de lo que requirió llegar a ese resultado.

-Motivación: cuando se celebran los logros se mejora el ambiente de trabajo, lo que motiva aun más a seguir trabajando en pro de conquistar todos esos desafíos que vayan surgiendo. La celebración de logros es positiva tanto de manera individual como de manera grupal, pero siempre debe hacerse en público.

Cuando se felicita a un empleado individualmente, los otros pueden verlo como ejemplo y motivarse para ser ellos quienes reciban la felicitación la próxima vez, y cuando se celebran los logros del equipo entero, es un estímulo para seguir esforzándose.

Para celebrar un logro no basta con decir “Felicitaciones a Paco por superar en un 20% la producción”, hay que describir las cualidades que llevaron a esa persona a alcanzar eso; sería preferible algo así: “Estamos muy contentos de anunciar que tenemos un equipo muy bueno, justamente de ahí salió uno de nuestros empleados quien ha mostrado una conducta sobresaliente, una ética de trabajo impecable y debido a sus resultados, que muestran que aumentó su productividad en un 20%, nos enorgullece honrar a Paco con …*inserte aquí recompensa*”.

Tal vez lo veas muy exagerado, pero es que no es un mero trámite, las palabras deben ser ciertas y no solo dichas por quedar bien; el reconocimiento y la motivación deben ser genuinas.

-Reafirmación: por último, al celebrar los objetivos alcanzados estás reafirmando los valores de la empresa. Estás creando un ambiente de trabajo donde se valora al talento humano y no solamente donde se les trata como esclavos remunerados.

La cultura organizacional se forma llevando a cabo estrategias que hagan del ambiente laboral un lugar agradable para las personas, para que de esta manera pueda desarrollarse positivamente, lo que se traducirá en mejores resultados. Según Gananci, un buen salario no es lo único que mantiene a una persona contenta en su sitio de trabajo; existen otros aspectos que también son muy importantes.

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *